Reportajes

Gino Lorenzini de “Felices y Forrados”: “Las AFP podrían desaparecer y existir sólo compañías de seguros”

-El creador de la firma que aconseja cambiarse de fondo de pensiones y aumentar rentabilidad para jubilaciones, cree que las aseguradoras están comprando a las Administradoras de Fondo de Pensiones (AFP), porque en el futuro-cree-habrán sólo rentas vitalicias, eliminándose del sistema el retiro programado.

-Además, considera que la reforma de pensiones anunciada hoy por Bachelet y que sube la cotización en un 5% no la pagará el empleador. “Se dice que lo va a pagar la empresa y eso, en la práctica, es mentira. Lo va a pagar el trabajador ese aumento de costos, para generar mayor crecimiento económico y nadie se está preocupando de que las pensiones son bajas, en el caso de retiro programado”.

-No está de acuerdo con suprimir el actual sistema y reemplazarlo por uno de reparto. Propone, en cambio, que vuelva a como era en 1998, donde no existían los multifondos y las pérdidas no se traspasaban a los trabajadores; e imitar al peruano en el que se pueden retirar el 25% de los fondos para la compra de una vivienda o que se pueda usar la mitad para costear tratamiento de enfermedades terminales.

 

Por Gabriel Angulo González

Perder, a veces, te hace ganar. Piensas: “¿Cómo doblarle la mano al sistema”, luego de haber vivido un episodio frustrante. Si eso ocurre, en el ámbito de inversiones y ahorro, las ideas emprendedoras pueden brotar como flor en desierto tórrido.

Pues bien, algo así le sucedió al economista Gino Lorenzini. Vivió en carne propia lo que era perder sus ahorros previsionales en las Administradoras de Fondos de Pensiones (AFP) y decidió crear un método “que disminuyera el riesgo de pérdida”, como forma resiliente de convivir y sacar provecho del sistema provisional.

Nace así, a mediados del año 2011, “Felices y Forrados”. Plataforma online que recomienda a los usuarios cambiarse de fondo de AFP, según la tendencia del mercado para aumentar la rentabilidad. Es decir, pasar del A al E, o viceversa, de acuerdo exista mayor ganancia, o mantenerse en el B o C, dependiendo de los márgenes que reportan periódicamente.

Los trabajadores –en especial de clase media- quieren jubilarse con pensión digna, recibiendo un monto similar a los ingresos que perciben actualmente. Para hacer frente a dicha realidad, surgió esta iniciativa que orienta a quienes cotizan y están dispuestos a pagar tan sólo $1.000 mensuales como suscripción, con el fin de que los ahorros previsionales aumenten.

Proteger fondos

Lorenzini asistía a clases del Magíster de Finanzas en la Universidad de Chile. Uno de sus profesores era el excandidato presidencial y actual aspirante al Senado, Franco Parisi. Como broma -cuenta-el académico daba cátedra para ser “Felices y Forrados”.

“Como me gustó su frase la acuñé y la usé para el nombre de esta empresa”, sostiene Gino a Fortín Mapocho.

Han pasado más de seis años y la organización ha crecido más de lo que esperaban. El máximo de pérdida que han tenido-asegura- ha sido alrededor de un 1,7%.

“Nuestra lógica no es especular para ganarle al mercado, sino que proteger los ahorros de la próxima crisis financiera que vamos a vivir”, señala, pues el economista de lentes y agudo en sus análisis estima que se aproxima una nueva recesión global. “Puede darse una crisis por la gran deuda mundial que existe, al nivel de la crisis subprime de 2008”.

Predicen, más que las ganancias y rentabilidades, los posibles riesgos que enfrentan esos fondos. “El fondo A, a subido bien en un 11%, pero tiene probabilidades no menores de que se pueda desplomar, en un 20% o 30%. Es decir, los riesgos están y eso es lo que la gente no ve. Entonces, en este caso, le decimos a las personas, sea más conservador y no se cambie de fondo”, arguye.

Reforma de pensiones

Hoy, la Presidenta Michelle Bachelet firmó el proyecto para reformar el sistema. En concreto, contempla elevar la cotización un 5% extra con cargo a los empleadores, aumento que se hará en un período de 6 años, de manera gradual.

Dicho porcentaje será dividido en dos partes: un 3% que irá directamente a la cuenta personal de cada trabajador, que será heredable. Y el 2% restante se integrará a un “Seguro de Ahorro Colectivo”, que tendrá carácter redistributivo, con solidaridad entre las generaciones, y con mayor apoyo hacia los que reciban pensiones más bajas.

Este 5% adicional lo administrará una entidad pública y autónoma, que dé garantías de independencia, eficiencia y transparencia…y no las AFP.

Iniciativa que Gino cuestiona. “Libre elección. Si yo me quiero ir a un sistema público, me voy con mi 15% al sistema público. O me quedo con la AFP con el 15%, pero, al no generar competencia, se está generando un monopolio estatal, que es mucho más preocupante, porque al no tener competencia, puede rentar menos y van a tener que seguir las personas en ese fondo, entonces,  cuando no hay competencia, no puedes mejorar los resultados”, indica, para reglón seguido continuar: “Cómo voy a mejorar los ahorros, si hoy los trabajadores corren el riesgo de perder la mitad de sus ahorros (…) Hay un problema de incentivo.  Sólo 3% de rentabilidad a largo plazo puede implicar duplicar la jubilación. Hoy, dándoles más rentabilidad hay más jubilación”.

Sobre lo mismo, Gino insiste: “Han fallado las estructuras democráticas en Chile y eso ha permitido, que la gran reforma sea aumentarle un costo a los trabajadores del 50%. Se dice que lo va a pagar la empresa y eso, en la práctica, es mentira. Lo va a pagar el trabajador ese aumento de costos, para generar mayor crecimiento económico y nadie se está preocupando de que las pensiones son bajas, en el caso de retiro programado”.

Propuesta Lorenzini

En cambio, Gino propone que el sistema vuelva a los parámetros de 1998. Año en el que no existían los multifondos y las pérdidas no eran asumidas por los cotizantes. Además, plantea adoptar el modelo peruano, dado que -con esos parámetros- los $120 mil de pensión básica de hoy serían $240 mil pesos.

“Hay que restablecer los incentivos originales del sistema para que las AFP no pierdan (…) Le dijimos a la Presidenta que acá está en riesgo nuestro emprendimiento con nuestra propuesta. Pero, por favor, Presidenta si quiere devolverle las pérdidas a las AFP, devuélvalas todas al fondo C, y así se acababa “Felices y Forrados”, pero los trabajadores jamás perderemos ni un peso más”, emplaza a la Mandataria.

Lorenzini plantea que las personas con cáncer o enfermedades terminales, puedan utilizar sus ahorros previsionales para el costo del tratamiento. Asimismo, se podría retirar sobre el piso de los $20 millones, parte del monto para hipotecarios.

“El autopréstamo es más complicado, porque el chileno podría mal utilizar el mecanismo. En eso, hay que ser objetivos”, dice.

Si una persona trabajó 43 años y juntó $100 millones, ¿Por qué no puede sacar sus fondos y jubilarse, con $500 mil mensuales?  “Eso no pasa en Chile, y es un atentado contra los Derechos Humanos de las personas. Y sus ahorros. Es su esfuerzo y no le permiten tener una vida digna”, sostiene.

Las autoridades-asevera-deben abrir los ojos y que se den cuenta lo que están haciendo en Perú y que se retorne al sistema vigente en 1998. “Así quedaría sólo el fondo C, y asumirían la pérdida las AFP. Si en 12 meses –te decía la ley antigua-tenían pérdidas, las AFP se metían las manos al bolsillo y compensaba el 100%. Por lo tanto, el incentivo era claro. Si las AFP ganan, ganan todos. Y si pierden compensan eso, con las utilidades que obtuvieron”, propone.

Lobby de Valdés

Otra denuncia efectuada por Lorenzini, ha sido el presunto lobby del actual ministro de Hacienda, Rodrigo Valdés, en relación a compañías de seguros estadounidenses, que han adquirido algunas AFP, ingresando al mercado chileno.

“Denunciamos en Contraloría que él se reunió el 28 de octubre de 2015 en Nueva York, en una reunión off the records, con directivos de grandes compañías de seguros. Nos conseguimos la agenda secreta del ministro donde reconoce este encuentro en secreto. Después él declaró en la Comisión de Hacienda de la Cámara de Diputados, que se reunió con representantes de Metlife y Principal, pero que no lo declaró por Ley de Lobby”, cuestiona.

Y añade: “Cuando un funcionario público no cumple la ley, corresponde una sanción administrativa. Y es eso lo que está presentado en Contraloría y estamos esperando que se pronuncie al respecto. Eso, puede sacar una bomba, pero ahí están los antecedentes”.

Emplaza, de forma directa, al secretario de Estado. “Como ciudadano, le exijo al ministro de Hacienda que dé una explicación por esta reunión secreta”. La investigación está avanzando. Consultado sobre si congresistas de oposición llamarían a una acusación constitucional o interpelación por este hecho, señala: “Los parlamentarios no se atreven (…) Algún interés deben estar resguardando”.

Si un ministro asume una falta administrativa-dice Lorenzini-en ese mismo instante, en la Comisión debieron denunciarlo a la Contraloría, y no lo hicieron. “Lo hechos hablan por sí solos”.

Acá hay un claro conflicto de interés. “Que un ministro de Hacienda se reúna con empresas en New York, para mí es un delito, y que ojala la Contraloría nos dé la razón y lo sancione”, sostiene.

*Documento reunión de Valdés:

     

Sociedades ilegales

Acusa que las AFP traspasan más de US$ 70 mil millones a sociedades no registradas en la Superintendencia de Pensiones (SP), como empresas de giro de inversión previsional, por lo que están incumpliendo la ley.

“Hay desvío de dinero. Si las AFP administran nuestros fondos deberían operar con sociedades de giro exclusivo de pensiones, según señala la ley, pero no cumplen eso (…) Esto es un delito, un acto penal”, recalca.

Gino alude el artículo 23 bis, DL 3.500, el cual señala: “Las AFP sólo pueden externalizar la administración de los fondos a sociedades, cuyo objeto exclusivo sea la administración de carteras previsionales. Y, a la vez, en caso de externalizar el costo de su contratación será siempre de cargo de la administradora”.

Lorenzini denunció este hecho ante de Súper de Pensiones y la Contraloría, pero no obtuvo respuesta satisfactoria, con lo cual estarían amparando esta supuesta  ilegalidad, por lo que acusa un “notable abandono de deberes” de estas entidades.

“Nos dijeron, ambos organismos, que no existe ningún registro de sociedades con giro de inversión previsional. Es decir, las autoridades saben que se está incumpliendo la ley y no hacen nada al respecto. Eso es lo más grave”, señala, para luego añadir: “La Contraloría, en vez de hacer el control de legalidad, no se quiso pronunciar”.

Al respecto, Gino pide lo siguiente: “La Súper debería obligar, por ejemplo, a Larraín Vial que haga una nueva sociedad con giro exclusivo de inversión previsional y ahí recién la inscribe. Y eso debería hacerla con todas, según se indica en la Ley”.

“¿Qué pasa si quiebra Larraín Vial?”,  se pregunta, pues nadie se haría cargo de los fondos de los trabajadores. “Que pague ´Moya`”. Simplemente la gente perdería su dinero, porque no hay garantía sobre esa modalidad. Cero gestión de riesgo.

“Si la AFP quiebra, la ley tiene institucionalizado que el fondo está en otra sociedad y tú simplemente lo pasas a otra AFP. Pero, en cambio, como hoy vemos que hay sociedades no con giro exclusivo, no tienen la separación societaria. Estas sociedades de giro exclusivo, no son porque sí, es porque deberían tener un respaldo de 20 mil UF, deberían estar registradas en la Súper, y separada la sociedad, y entonces si quiebra esa sociedad no le pasa nada a los fondos de pensiones”, asevera.

*Documentos de denuncia a Valdés:

              

*Respuesta de Contraloría:

*Respuesta de Súper de Pensiones:

Poder de aseguradores

Hoy, la gente cree que el enemigo es la AFP. “Pero mi hipótesis es que el verdadero enemigo son las Compañías de Seguros”, afirma.

Si un chileno ahorró $100 millones y está jubilado en la AFP, se jubila aprox. con $500 mil mensual, ejemplifica. Todos los años, le llega una carta y sus ahorros pasan de $100 millones a $105 millones, pero como tiene un año menos de vida, le bajan la pensión de $500 mil a $450 mil.

Eso se debe a que la SP asume que los pensionados viven 110 años. En cambio, las aseguradoras estiman 88 años. De este modo, al bajarse la jubilación con retiro programado incentivan a los cotizantes pasar a rentas vitalicias en las compañías de seguros y las personas pierden el derecho a propiedad por estos fondos.

“Si asumiéramos tablas de mortalidad reales, y las tablas de rentabilidad efectivas, como están en Perú, hoy el jubilado chileno, estaría jubilado con el doble (…) Y eso es lo grave, dado que se está distorsionando el precio de mercado. El jubilado que hoy está ganando $500 mil mensuales, debería estar con $1 millón y jamás elegiría una compañía de seguros”, cuestiona.

“La renta vitalicia podría ser hasta un esquema de inversiones del Caso Cascada, de Soquimich, de Julio Ponce Lerou. En las compañías de seguros el jubilado es el que está pagando la pensión al antiguo, porque las empresas se comprometieron a pagar un 8%, las tasa hoy está en un 4% y esa diferencia la pagan los jubilados. Por eso, digo que las AFP podrían desaparecer y existir sólo las compañías de seguros”, argumenta.

Principal adquirió Cuprum  y Metlife, Provida. En tanto, Sura compró Capital. “Las compañías de seguros se compraron la cartera de AFP, porque el gran objetivo de ellos es que las personas pasen sus ahorros desde las AFP a las compañías de seguros. El día de mañana, si esa compañía de seguros quiebra, ahí sí que tendríamos un problema social, donde millones de chilenos se van a quedar sin ningún peso”, estima.

Modelo peruano

Gino-y su grupo de especialistas-han ido al Senado, a la Cámara de Diputados y a dialogar con la Presidenta Bachelet para mostrar su “radiografía” del sistema previsional chileno. Según él, la normativa vigente es la responsable de que las AFP se coludan en los valores cuota. “La ley provocó que se perdiera el 40% de los fondos en la crisis 2008”, acusa.

Dice que lo anterior se comprueba con apreciar lo que  sucede con la ley peruana. “Es simple y transparente. La ley chilena, en cambio, es un total enredo”. En el país vecino, se permite la libre elección de dónde cotizar. Algo que no pasa en Chile. “O sea, la gente decide en Perú si quiere sistema de reparto o de capitalización individual”.

Además, las personas tienen derecho de propiedad del 25% de sus propios fondos. Hecho alejado de nuestra realidad.

“Perú permite que la gente use el 25% de sus fondos para invertirlo en la primera vivienda. No tiene una lógica especulativa, es sólo para eso o para pagar el hipotecario. Por otro lado, si los trabajadores padecen cáncer o alguna enfermedad terminal, pueden recurrir también a la mitad de sus ahorros previsionales para enfrentar la enfermedad”, destaca Lorenzini.

Otra de las bondades del modelo peruano es que, al momento de jubilarse, las personas pueden ocupar el 95% de los ahorros a libre elección. La norma criolla, en tanto, restringe aquello.

Ahora bien, ¿Por qué pasa eso, si los peruanos imitaron nuestro sistema de AFP? Lorenzini responde, aludiendo a intereses políticos de los últimos gobiernos: “Los cambios hechos desde el gobierno de Frei Ruiz-Tagle, hasta el actual de Bachelet, han beneficiado a las AFP (…) El artículo que afecta al derecho de propiedad de los fondos de las AFP nunca se toca. De esa forma, no se respeta el derecho de los trabajadores y se crean las comisiones fantasmas en 2002”, sostiene.

A partir del año 2002 se crean los multifondos. Y Gino va más allá. Acusa una especie de “complot” orquestado por actuales autoridades, exministros de Hacienda y Economía. La razón: intereses creador entre políticos y dueños de las AFP.

“Rodrigo Valdés, actual ministro de Hacienda, con Osvaldo Macías, superintendente de Pensiones, fueron los que propusieron en la Cámara de Diputados, que las AFP le pagaran a un tercero por cobro de administración. Desde ahí, nos empezaron a sacar, en la totalidad, más de $US 5 mil millones, como expropiación ilegal, no compensada”, cuenta, aludiendo a las “comisiones fantasmas”, que mes a mes cobran las administradoras de fondos a los trabajadores.

En Chile, no hay cultura de ahorro, plantea Lorenzini. Por lo tanto, no sería factible entregar a los trabajadores el 95% de sus fondos al momento de jubilarse, porque malgastarían el dinero. Pero sí, que se pudiera usar el 25% para créditos hipotecarios o en personas que padecen cáncer terminal. “Que una persona no pueda usar sus ahorros previsionales y padece de cáncer terminal, para mí es una violación a los Derechos Humanos”, dice.

Ahorro al nacer

A partir del 2011, el mediático y hoy encarcelado economista, Rafael Garay, trabajó en “Felices y Forrados”. Pero Gino lo despidió en 2014 cuando sospechaba de sus estafas piramidales. Pese a ello, proponía que a cada bebé nacido en Chile, el Estado colocaba $1 millón de ahorro en una AFP.

“No lo planteamos como gasto, sino como inversión a largo plazo. O sea, las personas al cumplir 50 años, ya tendrán ahorrados $50 millones. Y cuando fallece, el Estado recupera eso para dárselo a otro pensionado, con los intereses a favor que genera la operación. Así, se garantiza un piso mínimo de ahorro que incrementaría bastante las pensiones”, opina.

Descarta de plano incursionar en política. “Conozco las reglas del juego y no me voy a meter en el barro”. En lugar de ello, prefiere crear aplicaciones tipo encuestas para conocer las necesidades de las personas o clientes. Y seguir, por ahora, con su lucha para que el sistema previsional mejore y regrese a lo que fue en 1998.

Ejemplo de etiqueta p

Comentarios


To Top