Entrevista Exclusiva

Ricardo Camargo analiza el escenario pre-electoral: “El desafío del Frente Amplio es construir un polo democrático y transformador”

Fortín Mapocho conversó en exclusiva con Ricardo Camargo, profesor de Derecho de la Universidad de Chile y dirigente del Movimiento Autonomista perteneciente al Frente Amplio, y candidato a diputado por el distrito 8 (Maipú, Cerrillos, Estación Central, Pudahuel, Til Til, Lampa, Quilicura y Colina), para analizar la coyuntura política a días de la elección presidencial, en ese sentido Camargo reflexiona: “Recorriendo el distrito, sus calles, ferias y plazas, conversando con su gente, percibo -y comparto, por cierto- un malestar, un descontento político. La gente está aburrida, y cómo no estarlo, si los pilares fundamentales de la vida son muy deficitarios… las pensiones son bajísimas, la salud es tardía y de mala calidad, nuestros jóvenes y familias están endeudados por estudiar. Eso no ha pasado porque sí. Han sido ya tres décadas de una política débil, donde los distintos horizontes de futuro no se han confrontado, y por el contrario, unos pocos se han beneficiado a costa de la mayoría. Ahora bien, creo que este descontento político está tomando una forma constructiva, porque se articula en deseos de cambios, en anhelos y esperanza. Desde el Frente Amplio trabajamos para aportar en esa dirección, yendo más allá de la mera crítica. Buscamos construir una alternativa seria en la que las personas confíen”.

 Y agregó: “La gente nos dice que está cansada de -los mismos de siempre- Y es cierto, pues en un nivel no hay realmente una distinción muy clara entre cierta dirigencia de la Nueva Mayoría y la derecha. No olvidemos la colusión entre la política y los negocios de la que hemos sido testigos en los últimos años. La gente observa a la dirigencia tradicional de la NM y la derecha manejados por los dueños de las ISAPREs, de las AFPs, de las pesqueras, de los grupos empresariales que controlan las universidades e institutos -y en gran medida tienen razón. Por eso nosotros decimos con claridad que hay que disputarle terreno a las “dos derechas”: una explícita, sin escrúpulos -la de Piñera y kast- y otra discursivamente progresista, pero colonizada por los grandes poderes económicos que co-habitan, lamentablemente, la Nueva Mayoría”.

Y concluye: “Yo lo he visto muy claramente al participar de los debates televisados sobre el distrito 8, en CNN, en Teletrece, en La Tercera. Sectores tecnocráticos de la derecha y la Nueva Mayoría tienen mucho más en común que en diferencia. Un aspecto como ejemplo: ambas coaliciones han estado dispuestas a aprobar proyectos que tienen graves impactos socio ambientales, como ocurre con la planta de desechos industriales “CICLO” en Til Til. Por eso nosotros decimos, igual que la gente, que no queremos más de lo mismo, y convocamos a todo el pueblo que alguna vez votó por la Concertación y la Nueva Mayoría que nos dé su confianza, para cumplir con las promesas que otros dejaron pendientes”.

Qué resultados proyecta para el Frente Amplio?

“Pienso que Beatriz Sánchez va a obtener una votación muy importante, histórica para este sector crítico de las dos grandes coaliciones que se han repartido el poder durante las últimas décadas. El apoyo que concita Beatriz es muy palpable entre la gente. Ella encarna aquello a lo que me refería antes: la alternativa a los mismos de siempre. Tanto ella como yo, es primera vez que nos presentamos ante la ciudadanía, y tenemos el compromiso de terminar con los abusos y las malas prácticas de la política, como los altísimos sueldos y las reelecciones indefinidas de los parlamentarios. No olvidemos que en nuestro distrito tenemos  un candidato yendo a su octavo período parlamentario, el Sr. Melero -eso nos parece un despropósito”.

“En el distrito 8, compuesto por Maipú, Cerrillos, Estación Central, Pudahuel, Quilicura, Colina, Lampa y Til Til, creemos que el Frente Amplio obtendrá un escaño: el nuestro. Ahora, para hablar francamente, no da lo mismo a quién elija el Frente Amplio. En nuestro interior, a diario combatimos algunas viejas y malas prácticas que se han infiltrado en nuestra coalición. Tenemos que estar a la altura de la esperanza que hemos congregado, y no ser más de lo mismo, aunque vestidos de nuevos ropajes. No faltarán quienes vean en el Frente Amplio una oportunidad para disfrazar sus intenciones y llevar adelante ambiciones personales. Es importante que quienes resultemos electos, seamos fieles representantes de una buena política, limpia, nueva y comprometida el programa de transformaciones que le hemos ofrecido al país. Pensamos que esta candidatura es la que lleva adelante de mejor manera ese espíritu frenteamplista. Soy el diputado de Gabriel Boric, de Jorge Sharp, de Beatriz Sánchez en el distrito”.

Respecto a la actitud del Frente Amplio en una eventual segunda vuelta señala: “Decía hace un momento que la derecha y la Nueva Mayoría tienen más en común que en diferente. Son fuerzas distintas pero su programa de gobierno es muy similar. Y no es sólo un juicio nuestro: así lo reclama la gente, cansada; así es palpable en su herencia, que ha cambiado derechos sociales -educación, salud, vivienda, pensiones- por mercancía. Está más bien claro, a esta altura, que será el ex presidente Piñera quien pasará a segunda vuelta. ¿Con quién? Sea Beatriz Sánchez o Alejandro Guillier”.

La Nueva Mayoría lleva meses convocando a que la segunda vuelta sea “todos contra la derecha”. Si es Beatriz quien pasa a segunda vuelta con Piñera, me parece clarísimo que las bases de apoyo del candidato Guillier debieran votar por Beatriz, pues ella es una auténtica alternativa a Piñera. Pero si fuera al revés, si fuera Guillier quien pasara al balotaje, no me queda tan claro. Un “todos contra la derecha” vacío, sin asiento en contenidos programáticos, en transformaciones clave para el país, a nosotros no nos convoca. Entonces, en definitiva, la tarea del Frente Amplio es articular al pueblo progresista, que por cierto es mayoritario, que ya no cree en los mismos de siempre. Tenemos que liderar un polo democrático que avance contra las dos derechas, contra su alianza implícita. De seguro que, con ese polo democrático como frente, muchísimos de quienes en el pasado formaron parte de la Concertación o de la Nueva Mayoría compartirán codo a codo con nosotros, como ya ocurre hoy. Lo mismo con muchísimas personas que nunca se habían sentido convocadas a esta democracia y que hoy ven esta alternativa con esperanza”.

Qué propone programáticamente, en términos generales y para su distrito?

“Estoy comprometido con el programa de transformaciones del Frente Amplio, que hoy encabeza Beatriz Sánchez. Nuestras propuestas son conocidas por la ciudadanía, porque es precisamente ahí donde nacen, no las inventamos nosotros: terminar con las AFP para tener pensiones dignas, conquistar la educación pública y gratuita, el derecho a la salud, cambiar el modelo de desarrollo por uno democrático y respetuoso del medioambiente. Estos son derechos sociales mínimos, básicos, que deben estar garantizados para todos y todas. Son una columna vertebral de la vida y la democracia. Sin ello, como dijo algún poeta, no somos un país sino apenas un paisaje”.

Y agregó además: “Además nos hemos enfocado en las necesidades locales del distrito 8. En particular quisiera destacar dos propuestas relacionadas con el medioambiente. La primera, nuestro proyecto de conversión de basura en energía, basado en el modelo “Waste to Energy”, para enfrentar el problema de los basurales -tanto establecidos como ilegales- en Maipú, Pudahuel, Quilicura. Funciona así: Separamos la basura entre lo reciclable y lo que es basura propiamente tal. Eso se lo entregamos a plantas incineradoras, que a cambio devuelven energía limpia, en forma termal o eléctrica.  Terminamos con los vertederos y rellenos sanitarios. Terminamos también con el tráfico de influencia y el desperdicio de recursos públicos y privados en procesos sanitarios ineficientes y contaminantes. De eso los ciudadanos ya sabemos bastante. Y la segunda propuesta, relacionada con lo mismo, es la reforma a la ley 19300, para hacer de la participación ciudadana una instancia vinculante: se trata de diseñar procesos participativos, deliberativos, que concluyan con una toma de decisión informada y responsable por parte de quienes viven en los territorios. Que no pase lo de Til Til, que se ha convertido en una zona de sacrificio por la instalación de más y más industrias contaminantes y sin haber tomado en cuenta nunca la voz de las comunidades. El desarrollo es compatible con el medioambiente y con las personas, o no es desarrollo”.

  


Comentarios
To Top