Justicia

Preso quedó padre del año que dejó a su hijo de 7 meses en riesgo vital

En prisión preventiva quedó Cristián Turra Zamorano, de 40 años, tras ser formalizado por el parricidio frustrado de su hijo de tan solo 7 meses en El Quisco. El niño ya salió de la condición de riesgo vital en que estaba, según informó el hospital Carlos van Buren, de Valparaíso.

La formalización se realizó en el Juzgado de Garantía de San Antonio, donde el fiscal jefe del puerto, Samuel Núñez, expuso los hechos y solicitó la medida cautelar más gravosa, a lo que accedió el tribunal por considerarlo un peligro para la seguridad del lactante. También dio un plazo de investigación de 120 días.
Según relató el fiscal, la madre del menor regresó en la tarde de ayer de su trabajo como cuidadora de autos y encontró al niño con golpes en el rostro y huellas de sangre, además de sentir que sonaban las costillas cuando lo tomó en brazos. La mujer lo llevó al centro asistencial de El Quisco donde se le diagnosticaron fracturas atribuibles a terceros.

Mientras el menor era trasladado en riesgo vital al hospital Carlos van Buren de Valparaíso, donde fue estabilizado, Carabineros de El Quisco detuvo al sujeto en su casa donde aún se encontraba en estado de ebriedad. En su defensa, dijo que el lactante se había caído, lo que fue descartado por los médicos que los revisaron.
En la audiencia de formalización, el fiscal Núñez presentó precisamente los testimonios de los médicos, además de otros testigos que dieron cuenta de las malas condiciones de vida en este hogar, donde tanto la madre como el padre presentan consumo habitual de alcohol. Además, Turra Zamorano tiene antecedentes por lesiones y amenazas.

  


Comentarios
To Top