Nacional

Funcionarios del Injuv acusan a ministro Moreno de “despidos injustificados”

Un total de 16 funcionarios del “Instituto Nacional de la Juventud” (Injuv) acusaron de ser despedidos “injustificadamente”, razón por la que se tomaron hoy el 6ª piso del Ministerio de Desarrollo Social (del que depende la institución), donde se encuentran las oficinas del ministro Alfredo Moreno.

En la acción de protesta –en la que estuvieron acompañados por dirigentes de la ANEF- solicitaron una explicación del ministro. Según, Mauro Díaz, uno de los funcionarios desvinculados y tesorero de la Asociación de Funcionarios de Injuv, hasta el momento no han tenido respuesta.

Respecto a la desvinculación laboral, los funcionarios entregaron más detalles en una declaración pública, cuyo contenido es el siguiente:

1. Rechazamos de manera absoluta la desvinculación arbitraria de 16 funcionarios y funcionarias que el día viernes 25 de mayo pasado fueron notificados de sus despidos vía telefónica, inclusive siendo despedido uno de ellos durante el desarrollo de una asamblea de funcionarios.

2. Dichas desvinculaciones se realizan en un contexto complejo para nuestra institución, debido a que nos encontramos sujetos al proceso de selección de Alta Dirección Pública. Ante esto, el ministro Moreno firmó un decreto, a nuestro juicio ilegal, designando a una persona de su confianza como Director Nacional subrogante del INJUV, vulnerando la orgánica, jerarquía institucional e independencia propia de un servicio público descentralizado.

3. Esta instalación forzada que hace oídos sordos a procesos administrativos y legales propios de la Administración pública, ha creado un verdadero INJUV paralelo, en el cual jefaturas, coordinaciones nacionales y funcionarios encargados de llevar adelante el cumplimiento de metas institucionales, han sido despojados de funciones centrales y no se les consulta ni informa sobre decisiones que afectan el cumplimiento de sus labores, lo que podría derivar en un incumplimiento de las metas y objetivos del Servicio.

4. Estos problemas generalizados han afectado de manera transversal a todos los que cumplen una función pública en nuestra institución, y con esto nos referimos a plantas, contratas y honorarios contratados por el PNUD, quienes se ven profundamente afectados por la falta de claridad respecto a su continuidad y a cómo se generan sus evaluaciones.

5. Ante estas situaciones, como Asociación de Funcionarios del Instituto Nacional de la Juventud, respaldados por nuestros asociados, no asociados y consultores PNUD, del nivel central y regiones, declaramos que paralizamos nuestras actividades hasta que se dé respuesta favorable a las siguientes demandas:

• Reincorporación inmediata de las 16 personas desvinculadas el viernes 25 de mayo y fin a los despidos arbitrarios e injustificados en el servicio.
• Mesa de trabajo para revisar y analizar la situación de consultores PNUD, en relación a su sistema contractual, evaluación y continuidad prestando servicios al INJUV.
• Fin al menoscabo laboral y respeto a los funcionarios, jefaturas y orgánica interna de la institución.
• Acoger como servicio el paquete normativo del Servicio Civil, que establece criterios de contratación y desvinculación en el sector público.
• Mesa de trabajo para abordar transición anunciada de Instituto Nacional de la Juventud a Servicio de Acción Joven.

Nuestra paralización tiene como objetivos centrales resguardar los derechos de trabajadores y trabajadoras, y mejorar las condiciones en las cuales se ejerce la función pública, en especial de un servicio como el nuestro que trabaja directamente con un sector muchas veces relegado e invisibilizado como lo es la juventud.

  


Comentarios
To Top