Asamblea Constituyente

Lograr acuerdos para avanzar

Al gobierno le llueve sobre mojado, un duro golpe enfrentó la semana pasada con la suspensión de la COP25 y la APEC, a esto se le suma, la evaluación más baja en la historia del país, rechazo que es transversal, así lo señala la última encuesta Cadem que lo ubica con el 13% de desaprobación.

Hoy, Chile es muy distinto al de principios de octubre donde un optimista Sebastian Piñera hacía galardón de la estabilidad, economía y seguridad del país, lo que finalmente resultó ser una fantasía.

Las movilizaciones van en el día 19 y además de una tibia propuesta de una agenda social y el cambio de gabinete que si bien era impostergable, no dejó conforme a la ciudadanía, es más, se cuestionó que haya mantenido a los ministros de las carteras más problemáticas como salud, educación y transporte.

Es cierto que este nuevo equipo de validarse con acciones y logros y con la rapidez que amerita una emergencia como la que se vive. Sin embargo, para destrabar el conflicto es necesario lograr acuerdos.

Si unos buscan la paralización completa del país, el gobierno se juega por una cartera reducida de soluciones y oposición no presenta un frente común, no hay salida posible. Hay que cruzar los puentes y encontrar los puntos en común. Si todas las salidas se clausuran, son los reaccionarios los que ganan. Instituciones democráticas y movilización social tienen que confluir y ha de ser pronto.

En este sentido, la oposición que incluye a los partidos PPD, PS y PR realiza una propuesta con 7 puntos, los que abarcan un plebiscitos para una nueva constitución; Una Reforma Previsional que abra el paso a un Sistema Mixto de Seguridad Social, que supere el régimen de capitalización individual de las AFP.

Señalan la importancia de separar el aporte al Pilar Solidario, otorgando discusión inmediata a un reajuste de las pensiones básicas en un 50%, que establezca que ninguna pensión esté por debajo de la línea de la pobreza ($165.037); ampliar el sistema de pensiones solidarias del 60% al 80.

En relación a la Reforma Tributaria piden eliminar la reintegración; perfeccionar el apoyo a las Pymes y avanzar en simplificaciones tributarias; elevar los impuestos al 1% más rico del país; modificar el IVA, incluyendo no sólo a los bienes sino también a los servicios.

Mantener el Salario Mínimo de $ 350.000; Control de Precios a los Medicamentos: Reducir la Dieta Parlamentaria y Gratuidad en el Transporte Público para Adultos Mayores.

En tanto, el partido Demócrata Cristiano, es más conservador y plantea  la rebaja de la dieta parlamentaria en un 30%, además de los sueldos de los ministros y jefes de servicio; la creación de un registro público para verificar las contrataciones de parientes en el Estado. En cuanto a reformas políticas, abogan por una nueva Constitución y reponer el voto obligatorio.

Asimismo señalan que es necesario apoyar a las pymes mediante exenciones tributarias durante los primeros 6 meses de gracia sin interés, para aquellas que han sido afectadas por la violencia y destrozos recientes.

Reducir el precio de medicamentos, en tanto, plantean fijar precios de las medicinas, permitiéndose la libre importación de aquellas que cuenten con certificaciones europeas.

Plantean además, una reforma tributaria con un impuesto a la concentración económica y a las megaempresas”, un gravamen al lujo y otro a la ganancia de capital, y una rebaja del IVA a los productos de la canasta básica.

En relación a la la reforma previsional, proponen la creación de una pensión mínima garantizada para personas hasta el decil de mayor ingreso.

En materia de educación, proponen condonar la deuda del CAE y de otros créditos fiscales, para quienes hubiesen obtenido hoy la gratuidad.

Lograr acuerdos no será fácil entre posturas tan distintas sin embargo debe primer el bienestar del país pro sobre las diferencias políticas y destrabar así el conflicto social que ya vive si tercera semana.

 

 

 

 

  


  


Comentarios
To Top