Política

Hoy en el Mercurio Hernán Büchi hace una férrea defensa del sistema de AFPs

19 Julio 2020  09:55

El economista Hernán Büchi, quien fuera ministro de Hacienda en la dictadura de Augusto Pinochet y candidato presidencial en 1989, y que actualmente es director de Soquimich, entró al debate sobre el proyecto de retiro del 10% de los fondos de las AFP, criticó con dureza a la oposición e hizo una férrea defensa del sistema de pensiones vigente.

En una columna de opinión que publica “El Mercurio”, el ingeniero comenzó haciendo un análisis sobre los efectos económicos del coronavirus en el mundo. Cuestionó la decisión de confinamientos masivos tomada por muchos gobiernos, pero advirtió que la recuperación económica será rápida siempre y cuando los países mantengan sus estructuras institucionales.

“Así como la caída fue rápida, también lo está siendo la recuperación. En la medida que las restricciones se moderaron, la economía mundial inició con fuerza su recuperación desde mediados de abril. China y parte de Asia, Europa y Estados Unidos, en ese orden, ya dejaron atrás el punto más bajo”, explicó.

Luego, apuntó: “Para aquellos países que no sufran cambios profundos institucionales o el desmantelamiento de las empresas y organizaciones productivas como consecuencia de la crisis, el momento actual será visto a poco andar como un episodio muy amargo, pero superado. No olvidemos el contexto, eso sí, de que en el mundo fallecen 150 mil personas al día. El promedio de pérdidas de vidas por el covid-19 de enero a mayo alcanza 2.200 al día; por Sida fallecen 2.600 personas diarias, y de cáncer, 26 mil, mientras que por problemas cardiovasculares, 50 mil”.

Luego, inició su crítica al momento político del país. “El gran riesgo, cuyas consecuencias humanas pueden ser inmensamente mayores que el paso del SARS-CoV-2, es que las naciones, como consecuencia de la crisis, tomen rumbos equivocados. Latinoamérica lo hizo luego de la depresión de los años 30. Los comunistas aprovecharon las dificultades de la posguerra para capturar a Europa del Este. Hoy se vislumbran intentos de ese oportunismo político tanto en el mundo como en Chile”, advirtió.

“En Chile -continuó el ex ministro de Hacienda- hace ya un largo tiempo se ha generado una coalición que tiene por regla el oportunismo. No son siempre los mismos, aunque sí cuentan con un núcleo organizado que tiene un propósito preciso y una estrategia clara: están intentando marcar la agenda y el rumbo del país”.

Büchi continuó su arremetida contra la oposición: “Los desórdenes de octubre y el colapso económico generado por la cuarentena les han dado, a su modo de ver, una chance que no quieren dejar pasar. A sabiendas que empeora las pensiones, tema que constituye una de sus banderas emblemáticas, pretenden iniciar la disolución de ahorro personal y con ello, la eliminación de un instrumento esencial, que explicó buena parte del progreso pasado de Chile”.

“Argentina lo hizo en los 2000; obviamente, los pensionados no se beneficiaron, salvo aquellos bien conectados. El país se empobreció y la sociedad pasó a ser más dependiente de los políticos de turno”, aseveró.

Luego, el ex ministro de Pinochet aseguró que la oposición “pretende engañar a la sociedad”. “Si bien este (el proyecto de retiro de fondos de las AFP) es uno de los intentos más graves, hay una cantidad enorme de normas, reglas y leyes vigentes o en trámite, que tienen ese mismo sello. Pretenden engañar a la sociedad con promesas que supuestamente no tienen consecuencias ni costos, pero que más temprano que tarde terminan perjudicando a todos”, señaló.

En opinión de Büchi, “en la citada coalición (opositora) hay al menos tres grupos. Los que tienen una visión que busca concentrar el poder en ellos en forma totalitaria como Cuba o Venezuela. Los que sienten que, en un país empobrecido nuevamente, serán capaces de tener una clientela electoral basada en prebendas y subsidios y, por último, los que se están acostumbrando a mirar las encuestas y votar en consecuencia”.

Por último, el director de Soquimich consideró como “indispensable que la dinánica antes descrita no continúe como hasta ahora. Con la violencia y el virus el país empobreció y todavía lo sigue haciendo. Los líderes les deben a los ciudadanos facilitar el progreso acelerado y no promesas vanas, para una población que ve sus esperanzas cadavez más distantes y difíciles de conseguir”.

  


Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

To Top